9 de Julio en la LNB

Toda la información sobre el básquet Patriota

Archivos mensuales: noviembre 2011

KENYON GAMBLE LLEGA A 9 DE JULIO EN LUGAR DE TIM FROST

El debut de Kenyon Gamble será en un choque clave por la lucha de abajo ante Atenas, el próximo viernes.

Como era previsible, la llegada de Daniel “Zeta” Rodríguez al banco de 9 de Julio y las dos derrotas desde su debut como DT provocaron cambios en el plantel del “patriota”: Timothy Frost fue cortado y en su lugar llegará Kenyon Gamble, pivote estadounidense de 29 años y 2.12 metros.

El nuevo foráneo -tercer centro que prueba “9” en esta temporada- surgió de la Universidad de Florida (NCAA2) y registra pasos por Turquía, Qatar, Siria (en donde fue reconocido por sus habilidades defensivas) y Canadá.

En el 2006 Gamble participó en campus de la NBA junto a los Boston Celtics y Atlanta Hawks, y su sueño de llegar a la mejor liga del mundo estuvo cerca de cumplirse al siguiente año, cuando fue el último corte de Indiana Pacers antes de la temporada.

En distintos sitios de internet se lo describe como un jugador dominante en la pintura, con un gran “timing” para los bloqueos gracias a sus largos brazos, lo que le permite también dificultar los lanzamientos de sus oponentes.

Con su llegada, que se concretará este fin de semana, la dirigencia de 9 de Julio comenzó a complacer el pedido del “Zeta” Rodríguez, que luego de la última derrota ante Gimnasia de Comodoro resaltó la importancia del aspecto defensivo para su equipo. Puntualmente, en declaraciones Planeta Básquetbol (Radio LV26) el técnico apuntó a Josimar Ayarza, que podría ser el próximo despedido: “Es un jugador que yo por ahora no noto que tenga demasiado interés por defender. Deberá convencerse que la única posibilidad que tiene de seguir jugando en este equipo es defender”.

Llega el “Griego”

El debut de Kenyon Gamble con la camiseta celeste se producirá el próximo viernes en un partido caliente: Atenas, envuelto en una crisis con cortes de extranjeros y polémicas incluidos, llegará a Río Tercero para enfrentar al conjunto local. El duelo, aunque suene raro, será clave por la lucha en la parte baja de la tabla: el “griego” se encuentra apenas medio punto arriba del “patriota”, colista en la tabla general.

MIRÁ A KENYON GAMBLE EN ACCIÓN

> Fuentes: Prensa 9 / http://www.probasketballoverseas.com

> Foto: http://www.kenyongamble.com

GIMNASIA SE TOMÓ REVANCHA DEL PATRIOTA Y LO MANDÓ A LA ULTIMA POSICIÓN

Problema de base. A Gastón Luchino le falta compañía tras las lesiones de Gastón Torre y Diego Gerbaudo.

Esta vez, las tierras del sur argentino dejaron de ser placenteras y se convirtieron en una pesadilla para 9 de Julio. Luego de lograr un triunfo con sabor a hazaña en la primera fase, el “patriota” sufrió una caída sin atenuantes ante Gimnasia de Comodoro por 96 a 83 y, de esa manera, se hundió en el fondo de la tabla general.

Quizás, la historia hubiese sido mucho más feliz para “9” si sólo contasen los últimos minutos del partido, en los que, con mucho corazón, pudo encontrar el aro por primera vez en el corto ciclo de Daniel “Zeta” Rodríguez. Con Jaz Cowan (goleador de la noche con 24 puntos) y Martín Melo (16) liderando la ofensiva, los riotercerenses acecharon (se pusieron 88-81 abajo con un minuto por jugar) y amagaron con repetir la hazaña conseguida unas semanas atrás.

Pero, claro está, nada de eso sucedió. Y, en gran parte, la culpa la tuvo una primera etapa nefasta del “patriota”: dándole la razón a su técnico –tras su debut, había remarcado el déficit ofensivo del equipo-, lanzó para un 25 por ciento en tiros de campo (7/28) y apenas anotó 4 dobles (4/21) en los primeros dos cuartos. La montaña, pese a los esfuerzos posteriores, se le hizo muy cuesta arriba.

Aprovechando la sequía rival, y de la mano del tridente conformado por Roberto Gabini, Cedric McGowan y Terrence Shannon (sumaron 55 puntos en total), los comodorenses metieron un parcial de arranque demoledor (29-15) y, más tarde, sacaron la distancia máxima (41-20). Así, castigando desde todos los sectores y aprovechando las variantes en el banco (anotaron todos los que entraron), se tomaron revancha de aquella victoria de “9” y, como si no bastara, lo mandaron a lo más profundo de la tabla.

SÍNTESIS

Gimnasia de Comodoro (96): Pedro Franco 6, Fernando Funes 10, Cedric McGowan 20, Terrence Shannon 14, Diego Romero 8 (FI); Roberto Gabini 21, Santiago Scala 10, Mariano Franco 1, Andrew Feeley 6. DT: Marcelo Richotti.

9 de Julio (83): Gastón Luchino 9, Martín Melo 16, Josimar Ayarza 10, Jaz Cowan 24, Tim Frost 14 (FI); Pablo Orlietti 3, Emiliano Martina 5, Lucio Reinaudi 0, Mauricio Corzo 0. DT: Daniel Rodríguez.

Parciales: 29-15; 23-19; 21-20; 23-29.

Árbitros: Roberto Smith y Julio Dinamarca.

Estadio: Socios Fundadores (Comodoro Rivadavia).

> Foto: Ligateunafoto.com

EL PATRIOTA TROPEZÓ CON BOCA JUNIORS EN EL INICIO DE LA SEGUNDA FASE

Emiliano Martina no pudo aportar su habitual cuota de gol y “9” lo sintió: lanzó para un 23% en triples.

Tantos cambios y lesiones pasaron factura. Y, encima, la cuenta vino abultada. En el debut de Daniel “Zeta” Rodríguez como entrenador, 9 de Julio cayó sin atenuantes ante Boca Juniors por 80 a 60 y, de esta manera, comenzó la segunda fase sin sonrisas. Alejandro Diez lideró al “xeneize” y fue el goleador del juego con 18 puntos.

Tan superior fue el dominio del local, que los riotercerenses cayeron en los primeros tres parciales. Así, la distancia se hizo irremontable. Más, si se tiene en cuenta la poca efectividad en los tiros de campo del “patriota”: lanzó apenas para un 40 por ciento en tiros de cancha (23/58), incluyendo un pobrísimo 23 por ciento en triples (3/13). Sólo Jaz Cowan (15 puntos y 8 rebotes), Josimar Ayarza (14 tantos) y Martín Melo (sumó 13) “zafaron” de la sequía.

Eso, sumado a las importantes ausencias de sus bases Gastón Torre (esguince de tobillo) y Diego Gerbaudo (desgarro en el aductor), conspiraron contra cualquier ilusión generada por el debut del “Zeta”. Con un parcial en la primera mitad de 41 a 26 y la soberbia conducción de Maximiliano Stanic (13 asistencias), el conjunto de Oscar “Huevo” Sánchez se despegó muy rápido y caminó con suma tranquilidad hacia la victoria.

Tal vez, lo único para destacar de “9” sea el excelente partido que jugó Lucio Reinaudi. El prometedor juvenil no defraudó en los 20 minutos que estuvo en la cancha: en  su segundo encuentro en Liga Nacional (había debutado ante Lanús, en la tercera fecha) sumó 10 puntos, con dos triples en cuatro intentos. Una actuación inolvidable para el pibe, que también sirve para empezar a mostrar nuevas alternativas en el equipo. Las mismas que necesitará implementar el “Zeta” para poder sacar al “patriota” del fondo de la tabla general.

SÍNTESIS

Boca Juniors (80): Maximiliano Stanic 4, Larry O’Bannon 12, William Graves 8, Alejandro Diez 18, Fernando Martina 10 (FI); Mariano Fierro 10, Lucas Barlasina 0, Marcos D’elia 0, Juan Brussino 8, Derrick Alston 10, Juan Pérez 0, Facundo López 0. DT: Oscar Sánchez.

9 de Julio (60): Gastón Luchino 0 (x), Martín Melo 13, Josimar Ayarza 14, Jaz Cowan 15, Tim Frost 4 (FI); Lucio Reinaudi 10, Emiliano Martina 0, Pablo Orlietti 4. DT: Daniel Rodríguez.

Parciales: 20-13; 21-13; 24-17; 15-17.

Árbitros: Alejandro Ramallo y Fabio Alaniz.

Estadio: Luis Conde.

> Foto: Ligateunafoto.com

DANIEL “ZETA” RODRÍGUEZ ES EL NUEVO ENTRENADOR “PATRIOTA”

El flamante entrenador “patriota” debutará este viernes en la visita a Boca Juniors, en el comienzo de la segunda fase.

El fin de semana, plagado de rumores, llegó a su fin. Y, en las primeras horas de este lunes, se confirmó la versión que corría con más fuerza en las instalaciones del club: Daniel “Zeta” Rodríguez será el reemplazante de Esteban De La Fuente en la dirección técnica de 9 de Julio. Así lo anunció el máximo dirigente de básquet de la institución “patriota”, Diego Marín, en diálogo con Uno Contra Uno Radio.

“Desde mañana, Daniel se hará cargo del plantel de primera división de 9 de Julio. Estamos muy felices y con mucha expectativa de que le salgan bien las cosas. Es un técnico que tiene muchísimo sentimiento de pertenencia por el club y por la ciudad. Así que estamos esperando con ansias la llegada, que se va a dar esta tarde, para que se instale aquí y mañana pueda hacerse cargo del equipo”, afirmó el dirigente.

De esta forma, el ex entrenador de Estudiantes, Libertad, GEPU y Regatas en Liga Nacional y, hasta las últimas horas, conductor de Unión Orán de Salta (en el Torneo Federal), comenzará a trabajar pensando en los choques del fin de semana próximo ante Boca Juniors (viernes) y Gimnasia de Comodoro (domingo).

Además, Marín explicó la posibilidad de hacer cambios en el plantel, si así lo desea el flamante DT: “Creo que si hay algo que no se le puede maniatar a un técnico, luego de hacer un diagnóstico del equipo, es la posibilidad de cambiar algún jugador. No estamos exentos de que Daniel haga un análisis y, en su diagnóstico, vea la necesidad de cambiar alguna ficha”.

(Para escuchar o leer la conversación completa, ingresá a www.recontravaleradio.com.ar)

La maldición de los bases “patriotas”

Luego de la inoportuna lesión de Diego Gerbaudo, que sufrió un desgarro en el aductor cuando atravesaba un gran momento, la derrota ante Lanús dejó otro jugador “patriota” sumamente averiado. Gastón Torre, la gran figura en el triunfo frente a Quilmes, no pudo terminar el último partido por un severo esguince en el tobillo derecho.

Aunque todavía resta esperar por los resultados que revelen el estado de los ligamentos afectados, el primer pronóstico indica que la recuperación demandará entre 20 y 25 días. Así, el “Zeta” Rodríguez sólo podrá contar con Gastón Luchino –y eventualmente Martín Melo- en la base para sus primeros encuentros.

>Foto: Gentileza Campus Toro Palladino.

“9” ESTUVO CERCA, PERO LANÚS LO AMARGÓ EN EL CIERRE DE LA PRIMERA FASE

Historia repetida. Gastón Torre, al igual que Diego Gerbaudo, se lesionó en su mejor momento. Mañana se conocerá la gravedad.

Pequeñas diferencias. Eso fue lo que inclinó un partido parejísimo a favor de Lanús, que ajustó las tuercas justo a tiempo y se quedó con el triunfo ante 9 de Julio por 81 a 69. Tras 30 minutos muy intensos en defensa por parte de ambos equipos, el “granate” –que clasificó al Súper 8- clausuró por completo su aro y fisuró en el otro costado la buena marca “patriota”. Además, en el momento cúlmine, tuvo la viveza necesaria capturar rebotes ofensivos para disponer de más chances que el conjunto local y -más importante aún- cada vez que fue a la línea de simples no perdonó.

Tras un inicio a toda máquina de la visita (parcial de 16 a 7), el local reaccionó y, desde ese momento, la paridad se adueñó del desarrollo. Por un lado, Terrell Taylor se convirtió en el punto de referencia de cada ofensiva (finalizó como goleador y figura con 21 puntos) y con su potencia abrió huecos para que sumen sus compañeros, especialmente Mariano Byró (12 en total). Por el otro, el dueño de casa apostó por la distribución del balón y, aunque Martín Melo se llevó los aplausos (líder de “9” con 12 tantos y 9 rebotes), todos aportaron su granito de arena para empatar el marcador justo antes del descanso (40-40).

Ante la máxima paridad, aquellas minúsculas diferencias –que pasarían desapercibidas en otros partidos- tuvieron una trascendencia descomunal. Pese a que Lanús terminó arriba en el tercer cuarto (59-55), todo se mantuvo igualado hasta los cinco minutos finales. Allí, el equipo de Silvio Santander anuló cada vía de gol (primero contuvo a Jaz Cowan, luego a Josimar Ayarza y más tarde a Melo) y, en ataque, encontró mínimas fisuras en la resistencia de “9”. Para lograr eso, fueron fundamentales dos cosas: la reaparición de la “tanqueta” Taylor (7 puntos en ese tramo) y el ingreso de Diego Guaita (13). Ellos dos, además, se las arreglaron para tomar algunos rebotes ofensivos muy valiosos (en total, 41 recobres contra 33) y no dudaron cada vez que fueron a la línea: mientras el perdedor lanzó 13/22 (59 por ciento) en simples, el ganador no perdonó y convirtió 24/30 (80 por ciento).

De esa manera, los tiros libres de Laprovíttola, Guaita, Taylor y Cantero estiraron un resultado que, de ningún modo, reflejó la equidad reinante. Un dato consolida el concepto: pese a quedarse con el sabor amargo en la boca (y un récord de 4-10 en primera fase), los riotercerenses terminaron más preocupados por la lesión de Gastón Torre (tobillo derecho muy inflamado tras un golpe; mañana le harán estudios) que por la ajustada derrota. Saben, en el fondo, que con todos los soldados disponibles el pronóstico para la segunda fase será, seguramente, más alentador.

Este lunes, ¿llega el DT?

Durante toda la jornada, en las instalaciones del club riotercerense distintas voces confirmaron que este lunes habrá definiciones en cuanto al nuevo entrenador del equipo. Es más: después del partido, en declaraciones al programa radial Planeta Básquetbol, el ayudante y técnico interino Bernardo Lardone afirmó que espera al DT en las próximas horas. Sin embargo, ninguna voz oficial puntualizó su nombre.

SÍNTESIS

9 de Julio (69): Gastón Torre 9, Martín Melo 12, Josimar Ayarza 11, Emiliano Martina 8, Tim Frost 6 (FI); Gastón Luchino 7, Jaz Cowan 12, Pablo Orlietti 2. DT: Bernardo Lardone.

Lanús (81): Juan Pablo Cantero 7, Bruno Zanotti 8, Adrián Boccia 9, Jamaal Levy 4, Terrell Taylor 21 (FI); Nicolás Laprovíttola 4, Mariano Byró 12, Facundo Giorgi 3, Diego Guaita 13. DT: Silvio Santander.

Parciales: 23-24; 17-16; 15-19; 14-22.

Árbitros: Osvaldo Bautista y Mario Aluz.

Estadio: José “Gordo” Albert (Río Tercero).

> Foto: Ligateunafoto.com

CON UNA MENTALIDAD DE HIERRO, 9 DE JULIO SE SOBREPUSO A QUILMES DE MAR DEL PLATA

El gran gladiador. Como si hubiese nacido en el club, Gastón Torre defiende la camiseta con el alma.

Sigmund Freud, el padre del psicoanálisis, se hubiera hecho un festín conceptual si 9 de Julio hubiese jugado en su Austria natal, allá por el siglo XIX. La razón es enigmática: cuando peor está, cuando tiene todo en contra y pasa por situaciones turbulentas, el equipo riotercerense saca lo mejor de sí. Una y otra vez. Lo hizo en la fecha pasada, ante Gimnasia de Comorodo y hoy, con la renuncia de Esteban De La Fuente “fresquita”, volvió a inflar el pecho frente a la tormenta. Así, el “patriota” dejó atrás una semana de despedidas y logró su segundo triunfo consecutivo tras vencer a Quilmes de Mar del Plata por 95 a 84.

Desde el salto inicial, quedó claro que el elenco de Bernardo Lardone –que debutó como DT en Liga Nacional- estaba decidido a sobreponerse a la adversidad. Para eso, recurrió a las herramientas que mejor le sientan a sus jugadores: presión defensiva, circulación del balón y distribución del goleo.  Respetando ese plan básico y apoyado en una tarea inconmensurable de Gastón Torre (figura con 21 puntos, 4 rebotes, 3 asistencias y 3 recuperos en 40 minutos), “9” fue más que los marplatenses, que apostaron a los bombazos de Nicolás Ferreyra (goleador “quilmeño” con 22) y Britton Johnsen (17) para mantenerse en partido (45-41).

Si el dominio “patriota” no se reflejó en el marcador durante la primera mitad, el tercer cuarto fue un acto de justicia. Josimar Ayarza (máximo anotador con 23 puntos más 5 rebotes y 3 tapas) se juntó con Tim Frost y Jaz Cowan para formar un tridente “foráneo” letal. Ese que hacía rato buscaba “9”. La combinación de los extranjeros, que sumaron 53 puntos entre sí, fue demasiado para la defensa de Quilmes, que durmió una siesta enorme y quedó muy atrás (72-58). Para peor, la visita también perdió a Johnsen, que fue expulsado junto a Pablo Orlietti luego de un cruce innecesario.

Entonces, todo favorecía a 9 de Julio. Pero claro: al dueño de casa “le gusta” sufrir, incluso hasta parecer masoquista. En el momento decisivo, con la victoria casi en el bolsillo, desperdició una ventaja máxima de 17 puntos (80-63, promediando el cuarto parcial) y terminó comiéndose las uñas. Cuando la tensión era máxima (Quilmes redujo a 84-76) Torre y Ayarza se vistieron de cardiólogos y salvaron varios corazones. El base -un león- robó el balón y anotó de contragolpe y, a continuación, Ayarza concretó un alley oop destructivo y decretó la victoria. Así, 9 de Julio terminó festejando, una vez más, luego de una semana pésima. Como para que Freud, desde quién sabe dónde, tenga motivos para escribir unos cuantos libros de psicología más.

SÍNTESIS

9 de Julio (95): Gastón Torre 21, Martín Melo 7, Josimar Ayarza 23, Emiliano Martina 8, Tim Frost 16 (FI); Gastón Luchino 6, Jaz Cowan 14, Pablo Orlietti 0. DT: Bernardo Lardone.

Quilmes (84): Nicolás Ferreyra 22, Phillip Mac Hopson 18, Britton Johnsen 17, Louis Truscott 4, Rolando Howell 3 (FI); Gregorio Eseverri 6, Lucas Vildoza 0, Esteban López 4, Axel Weigand 10. DT Daniel Maffei.

Parciales: 22-23; 23-18; 27-17; 23-26.

Árbitros: Alejandro Chiti y Oscar Martinetto.

Estadio: José “Gordo” Albert (Río Tercero).

> Foto: Ligateunafoto.com